Escape

Publicado por Un Fan del Blog

Cuento enviado por Victor Reyes (fan del blog)

Corro a toda velocidad a orillas de la autopista, hace un kilometro que he perdido el zapato que calzaba mi pie derecho pero no puedo detenerme ni siquiera con el dolor que me causan las pequeñas piedras que se clavan en mi pie desnudo, debo seguir si me detengo un instante sé que me alcanzara y no habrá escape.

Dos horas antes:

Antes de que leas el cuento, te recomendamos que te suscribas al Canal Oficial de Youtube para que recibas Videos Gratis de Nuestros Cuentos!!! Clic en el botón:

Vamos Luis juguemos a la ouija o que me vas a decir que tienes miedo, vaya yo siempre creí que eras un hombrecito ahora resulta que todo este tiempo he tenido amiga en vez de amigo jajaja –

Calla Enrique tu sabes bien que no tengo miedo solo es precaución mi madre siempre me dijo que con este tipo de cosas no se debe jugar-

Si lo sé pero tú también sabes bien que esta es precisamente la única forma de poderte despedir de tu madre, ¿acaso no me repites casi todos los días lo mucho que te hubiera gustado decirle lo mucho que la querías?-

Mmm tienes razón creo que lo hare además ni siquiera es seguro que esta cosa funcione.

 

Tome decidido la ouija bajo el brazo y junto a mi amigo Enrique nos dirigimos al cementerio decidimos que jugar directamente sobre la tumba de mi madre seria aun más efectivo, comenzamos un breve ritual como protección, la sesión de preguntas y respuestas transcurrió con un éxito sorprenderte pude despedirme de mi madre y saber que estaba bien finalizamos la sesión sin nada aterrador que contar, cuando de repente vimos que el cursor de la ouija se movía solo formando la palabra corran, nos disponíamos a seguir la instrucción cuando la lapida de mi madre exploto tirándonos al piso, a continuación vimos como una mano comenzó a asomarse sobre la tierra.

 

Una hora antes:

Joder luis ¿has visto eso? Vamos no te quedes ahí parado corre no sabemos lo que nos pueda pasar-

No nos pasara nada recuerda es la tumba de mi madre ella me quiere quizás solo desea darme un último abrazo-

Estás loco tío si tú te quieres quedar yo me marcho y suerte con lo que sea que saldrá de esa tumba-

2 1 (1)

Al fin emergió mi madre de su tumba, había olvidado el horrible aspecto que tenía mi madre después de haber sido arrollada por ese autobús además del olor que emanaba ese cuerpo con ya más de dos meses de descomposición, pero no me importo a final de cuentas era mi madre así que comencé a correr hacia sus brazos cuando algo me detuvo, mi madre o lo que yo pensé que era mi madre me miro con sus cuencas vacías y con una voz proveniente del mismo infierno me dijo has caído en mi trampa ahora tu alma me pertenece, comprendí entonces que aunque era el cuerpo de mi madre no era ella quien lo habitaba algún espíritu maligno quizás un demonio o el mismo diablo habían aprovechado el portal de la ouija para posesionarse del cuerpo de mi madre.

Así es que como comencé a correr como loco con las esperanzas puestas en un escape que se nunca llegara mi otro zapato igual ha corrido la suerte del primero y por más que corro no logro dejar el cuerpo de mi madre atrás, me tropiezo y decido dejar de huir no hay escape posible cierro los ojos y espero el final solo espero poder reunirme con mi madre ya sea en el cielo o en el infierno.

Deja tu voto para que el autor sepa cuánto te gustó:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars6 Stars7 Stars8 Stars9 Stars10 Stars (16 votos, resultado: 8,94 de 10)
Cargando…

Al autor del cuento le gustaría que lo apoyes apretando estos botones sociales y.... no te olvides de dejarle un comentario MÁS ABAJO!

Publicado por Un Fan del Blog

Te Recomendamos: